El golpe en Bolivia: cinco lecciones
noviembre 10, 2019

(Por Atilio A. Boron)  La tragedia boliviana enseña con elocuencia varias lecciones que nuestros pueblos y las fuerzas sociales y políticas populares deben aprender y grabar en sus conciencias para siempre. Aquí, una breve enumeración, sobre la marcha, y como preludio a un tratamiento más detallado en el futuro.  Primero, que por más que se administre de modo ejemplar la economía como lo hizo el gobierno de Evo, se garantice crecimiento, redistribución, flujo de inversiones y se mejoren todos los indicadores macro y microeconómicos la derecha y el imperialismo jamás van a aceptar a un gobierno que no se ponga al servicio de sus intereses.

Segundo, hay que estudiar los manuales publicados por diversas agencias de EEUU y sus voceros disfrazados de académicos o periodistas para poder percibir a tiempo las señales de la ofensiva. Esos escritos invariablemente resaltan la necesidad de destrozar la reputación del líder popular, lo que en la jerga especializada se llama asesinato del personaje (“character assasination”) calificándolo de ladrón, corrupto, dictador o ignorante. Esta es la tarea confiada a comunicadores sociales, autoproclamados como “periodistas independientes”, que a favor de su control cuasi monopólico de los medios taladran el cerebro de la población con tales difamaciones, acompañadas, en el caso que nos ocupa, por mensajes de odio dirigidos en contra de los pueblos originarios y los pobres en general.

Tercero, cumplido lo anterior llega el turno de la dirigencia política y las elites económicas reclamando “un cambio”, poner fin a “la dictadura” de Evo que, como escribiera hace pocos días el impresentable Vargas Llosa, aquél es un “demagogo que quiere eternizarse en el poder”. Supongo que estará brindando con champagne en Madrid al ver las imágenes de las hordas fascistas saqueando, incendiando, encadenando periodistas a un poste, rapando a una mujer alcalde y pintándola de rojo y destruyendo las actas de la pasada elección para cumplir con el mandato de don Mario y liberar a Bolivia de un maligno demagogo. Menciono su caso porque ha sido y es el inmoral portaestandarte de este ataque vil, de esta felonía sin límites que crucifica liderazgos populares, destruye una democracia e instala el reinado del terror a cargo de bandas de sicarios contratados para escarmentar a un pueblo digno que tuvo la osadía de querer ser libre.

Cuarto: entran en escena las “fuerzas de seguridad”. En este caso estamos hablando de instituciones controladas por numerosas agencias, militares y civiles, del gobierno de Estados Unidos. Estas las entrenan, las arman, hacen ejercicios conjuntos y las educan políticamente. Tuve ocasión de comprobarlo cuando, por invitación de Evo, inauguré un curso sobre “Antiimperialismo” para oficiales superiores de las tres armas. En esa oportunidad quedé azorado por el grado de penetración de las más reaccionarias consignas norteamericanas heredadas de la época de la Guerra Fría y por la indisimulada irritación causada por el hecho que un indígena  fuese presidente de su país. Lo que hicieron esas “fuerzas de seguridad” fue retirarse de escena y dejar el campo libre para la descontrolada actuación de las hordas fascistas -como las que actuaron en Ucrania, en Libia, en Irak, en Siria para derrocar, o tratar de hacerlo en este último caso, a líderes molestos para el imperio- y de ese modo intimidar a la población, a la militancia y a las propias figuras del gobierno. O sea, una nueva figura sociopolítica: golpismo militar “por omisión”, dejando que las bandas reaccionarias, reclutadas y financiadas por la derecha, impongan su ley. Una vez que reina el terror y ante la indefensión del gobierno el desenlace era inevitable.

Quinto, la seguridad y el orden público no debieron haber sido jamás confiadas en Bolivia a instituciones como la policía y el ejército, colonizadas por el imperialismo y sus lacayos de la  derecha autóctona.  Cuándo se lanzó la ofensiva en contra de Evo se optó por una política de apaciguamiento y de no responder a las provocaciones de los fascistas. Esto sirvió para envalentonarlos y acrecentar la apuesta: primero, exigir balotaje; después, fraude y nuevas elecciones; enseguida, elecciones pero sin Evo (como en Brasil, sin Lula); más tarde, renuncia de Evo; finalmente, ante su reluctancia a aceptar el chantaje, sembrar el terror con la complicidad de policías y militares y forzar a Evo a renunciar. De manual, todo de manual. ¿Aprenderemos estas lecciones?

 

51 Comentarios

  1. Dario

    Dr. Boron pienso que Evo confió mucho en las fuerzas del orden al extremo, olvidando que ellos ya dieron muchas muestras de traición a la patria. Coincido con los que me antecedieron, urge trabajar la dirección de los movimientos sociales para defender la causa campesina proletaria sin desechar las armas toda ves que hay que enfrentar las hordas de los sicarios lacayos del imperio.

    Responder
  2. Diego

    Lo primero que debe hacer Alberto Fernández es depurar la cúpula de las ffaa por las dudas…

    Responder
  3. Luz Idalia Zelada

    Gracias Maestro Atilio Borón, por ese valiosisímo análisis sobre lo ocurrido en Bolivia. Sin duda es lamentable todo lo ocurrido, y me encanta esa parte donde explica que han intentado asesinar al personaje, sin duda lo han difamado a todos los niveles, hay programas de televisión donde adirio lo critican y se expresan super mal de Evo, son programas y seudo periodistas que son pagados por los grandes señores de la derecha para desinformar a la población. Pero gracias a Dios que usted nos envía algo de luz. Saludos desde El Salvador.

    Responder
  4. Pluma Latino

    Nunca hay que confiar en las cupulas de las Fuerzas Armadas, qué pasó con su ministro en Bolivia+ Lo desconocieron o cambio de bando?

    Responder
  5. Marcela

    Gracias!

    Responder
  6. Reina

    Muy buen análisis. Fue un golpe de Estado prefabricado y actualizado con las elecciones. Lo que no puedo valorar es si fueron fraudulentas; en ese caso, fue un error de Evo Morales.

    Responder
    • Vera Gertel

      Evo cometeu um erro ao não aceitar o resultado do plebiscito? Ou confiou demais em seu poder? Ou seja, nas forças armadas?

      Responder
  7. Marcelo

    La «caída de sistema» que atribuyó a la derecha en las últimas elecciones paso en Argentina, a quién la atribuye en el caso de Bolivia?
    Otra pregunta, si lo de Bolivia es un golpe de estado, como calificaría la renuncia de De la Rúa en el 2001?

    Responder
  8. Marcelo

    Por qué violentaron la constitución en Bolivia para permitir la reelección de Evo? Si hubieran sido inteligentes y hubieran preparado un sucesor/a esto no estaría pasando. Es que no hay líderes en la izquierda o son tan ineptos y voraces como para creer que pueden eternizarse en el poder?
    Ejemplos sobran, Chávez, Maduro, Fidel Castro y Raúl, etc etc.

    Responder
  9. Betsy Stirnimann

    Siendo como usted lo plantea, cuál a su entender seria la opción correcta.
    En Ecuador el UPC fué instalado y puesto en practica, siendo al punto,referente de la seguridad, por in organismo internacional .
    Allí funcionó.
    No será, acaso,que llevamos en nuestra idiosincracia,unos bajos instintos bien instaurados?
    Contra qué mismo hay que luchar?

    Responder
  10. Raul

    Totalmente de acuerdo. Todos los metodos usados , para destruir el proceso democratica y derrocar al gobierno constitucional de Evo Morales; estan en el manual de Eugenio Sharp para derrocar gobiernos en 5 pasos.

    Responder
  11. I

    Perfectamente de acuerdo, Atilio. Sorprende lo ingenua que todavía hoy, luego de un Plan Cóndor y de la conferencia permanente de la CIA en los asuntos de América Latina, el pueblo siga creyendo en las sirenas.

    Responder
  12. Anselmo Zapata

    Hola
    Con el mayor de los respetos que le tengo, agregaría:
    La ausencia o poco eficaz política de la izquierda, cuando ejerce los gobiernos, para disputarle la conciencia social de los pueblos al liberalismo en estas sociedades de la sobremodernidad.

    Responder
    • Juan Manuel lupercio navarro

      Tambien creo eso. La izquierda no le dio mucha importancia a perder un poco de la fuerza social que participo para su llegada al poder. Tuvo nuevas adhesiones no muy firmes. Fue tolerante con cierto hecho de represion indigena, no tuvieron en cuenta la potencia de las redes sociales. Les falto análisis apropiado del fenómeno de perder el referéndum en las urnas. No dimensionaron la penetracion de la oposición en cada pequeña demanda sectorial como la central de trabajadores, los universitarios (qué no hubo ahí una defensa del gobierno contra la penetracion de los opositores, agravado por la muerte de un estudiante a manos de la policia….saludos a todos, sobretodo al maestro ATILIO BORON.

      Responder
  13. Luis Miguel López Alanís

    Muy bien, Don Otilio, gracias por su artículo, ha sido esclarecedor. Con todo respeto me atrevo a señalar a usted que le faltó una lección muy importante. Al pueblo boliviano le faltó organización, el poder de su número organizado para defender las conquistas que le procuró el progresista gobierno de Evo. El grado de organización popular no fue suficiente para defenderse. Pero la organización popular, como usted bien sabe, sin conciencia política, sin ideología de avanzada, a fin de cuentas sólo degenera al pueblo quizá más eficientemente que la propia burguesía. Los hombres progresistas de Bolivia no educaron y organizaron políticamente a su pueblo para capacitarlo para su defensa y ese golpe militar impune es la más brutal prueba. Se lo digo con pesadumbre, más que con la intención de darle a usted lecciones, que más bien nosotros estamos para recibirlas de usted. En fin, Don Otilio, ojalá pueda usted profundizar en este sentido. Creo que los luchadores sociales adolecemos en general de esta deficiencia y urge abrevar en obras como el «¿Qué hacer?», de Lenin, y en esa meta que tenemos todos a los que nos duele esta afrenta: enseñar al pueblo también a abrevar de esas aguas renovadoras. Un saludo fraterno.

    Responder
  14. Guillermo Nardi

    Para mas claridad que le echen agua!!! No olvidemos nunca que esos mismos militares son los que asesinaron al indomable»Che Guevara»

    Responder
  15. Ibis Fernandez

    Gracias Atilio por tu lucidez de siempre!!

    Ibis de PERÙ

    Responder
  16. Gustavo

    Salvo excepciones es notoria la ingenua confianza que los partidos o alianzas progresistas que llegan al gobierno depositan en el sistema «democrático». Somos exageradamente cuidadosos y «legalistas» en tanto que la derecha no tiene miramientos en pisotear las leyes y la constitución y transgredir las reglas más elementales de convivencia. ¿Cuándo aprenderemos que hay que cambiar el sistema de raíz, que la lucha es cultural, que hay que formar fuerzas armadas nacionalistas y patriotas desde el colegio militar, que no alcanza con ganar elecciones si ello no trae aparejado cambios reales en la estructura?
    Lo de Atilio es un estado de la cuestión incuestionable, lo que falta es reflexión sobre cómo llevar a cambio estos cambios, cómo dar la batalla cultural, porque parece que la derecha hace tiempo nos lleva la delantera… ¿no?

    Responder
  17. Carlos Fernández

    Excelente maestro Boron en Guatemala hace 65 años el ejercito traicionó a Jacobo Arbenz y lo obligó a renunciar… paralelismos de la historia que debemos aprender….

    Responder
  18. Raquel Olmedo

    Gracias Atilio Boron por este analisis tan contundente. Muy esclarecedor.

    Responder
  19. Aída Conil

    Excelente!!! Desgraciadamente, tiene razón en todo!

    Responder
  20. Luis Nicolás Báez Ortiz

    Totalmente claro maestro esta situación demuestra una vez más que en esta lucha no se puede ser ingenuo. Construir el socialismo en el marco de la Democracia Capitalistas no es posible si cometes estos cinco errores que y otros que también fascilitaron el accionar del imperio vy de los enemigos interno del pueblo boliviano.

    Responder
    • Gustavo

      La solución es educar formar formar desde jardín de infantes, educar formar, es la única manera que una red social no te deje ver la realidad.

      Responder
  21. Andrés

    Atilio, coincido con lo anteriormente manifestado por ud.
    Ahora bien, no es necesario también debatir sobre un grave problema que tienen los líderes de los modelos Nacionales y Populares, que no forman un sucesor o sucesora para darle continuidad a las políticas económicas y sociales? En Argentina, pasó primero con Perón, después, la muerte de Néstor, que garantizaba la sucesión entre él y Cristina, además de su dolorosa muerte, nos trajo un grave problema que fue el de la sucesión de Cristina. En Brasil, Dilma podría entrar en los parámetros de sucesora de Lula, pero eligió para integrar su fórmula a un hombre de la derecha empresaria y corporativa. En Chile, Bachellet no creó a nadie. En Ecuador, la traición de Lenin Moreno (paradoja, alguien que se apellida Lenin), fue un dolor de cabeza. En Venezuela, lo mismo con Maduro e incluso antes de la muerte de Chávez, su figura se planteaba como presidente in eternum. Un ejemplo de sucesión y conservación del poder podría ser Uruguay.
    Quizá sea necesario un análisis más profundo de lo que aquí manifiesto, pero lo cierto es que Evo primero hizo una constitución nueva que le permitía reelegir una vez, es decir, estar hasta el 2014. Luego, logró que el tribunal electoral le diera la posibilidad de ser elegido un mandato más ya que justificó su reclamo en que cuando la primera vez que fue elegido había sido con otra constitución, por lo tanto cuando se hizo la reforma de la nueva, se consideraba un solo mandato. Y en el 2016 perdió un referendum (bajo una catarata de noticias falsas, es verdad), recurrió al tribunal electoral argumentando que dicho impedimento atentaba contra su posibilidad de ser elegido, el tribunal falló a su favor y le dio la posibilidad de ser elegido todas las veces que quiera.
    Por último, el proceso virtuoso llevado adelante por Evo, solamente depende de Evo? No somos capaces de generar un o una dirigente capaz de darle continuidad al proyecto/proceso? Gracias y saludos.

    Responder
  22. Juan Manino

    Según Boron, que analiza de manera lineal la complicada situación boliviana: “Pobre Evo inmolado por el terrorismo de derecha internacional!! “Jmanino

    Responder
  23. Margarita Sofía Kynast

    Es lamentable muy lamentable y terrorífico lo que se viene para un pueblo humillado, explotado, violando sus derechos a ser libres, y eso está viéndose ya en Argentina que Macri está decidido a terminar con el pueblo y con las riquezas aargentinas, hasta levantando en armas al pueblo en contra de Cristina y Alberto, sin importarles que el pueblo eligió. Ayer 10 de Noviembre dieron la orden de levantar en armas al pueblo dibujado que es el pueblo el que lo pide. Pido a Dios protección para los pueblos del mundo, paz y tolerancia de parte de esos asesinos, y que Dios nos ayude impidiendo que esas hordas nos dominen. Cordialmente.

    Responder
  24. Jorge Luis Vázquez González

    Excelente análisis, para entender las razones que han incidido en tan duro golpe de estado, significando un stop en las fuerzas de izquierda de América Latina.

    Responder
  25. Ferchale

    Lo de Bolivia vuelve a ratificar la famosa sentencia de Chou En Lai dirigida a Allende antes del golpe :»ustedes han conquistado el gobierno mas no el poder».
    Parece que el capitalismo sólo permite merodear por un tiempo los terrenos de un capitalismo bonachón, para retornar con mas furia a su versión mas sanguinaria.

    Responder
  26. Patricio Piffaretti

    Clarísimo!
    Qué bueno que haya gente como ud con vocación de «abrir» mentes.
    Gracias!

    Responder
  27. Eduardo J. Bistráin

    Apoyamos a Evo y a su pueblo y aprendemos las lecciones para nuestra América y en particular para nuestro México

    Responder
  28. Bárbara Biaiñ

    Querido Atilio, supongamos que aprendimos los Pueblos estas lecciones, ?que hacer frente a este despliegue paramilitar cuidadosamente organizado por el complejo militar financiero yanki y edulcorado por Almagro y la caterva de corbatas cipayas que piden paz en Bolivia cuando promovieron y encubren la violencia y no repudian el Golpe de Estado? Se pueden anticipar acciones frente a semejante nivel de precisión para consolidar la muerte y el sometimiento? Cómo, cuáles?

    Responder
  29. Carmen López

    Excelente análisis. La falta de sustitución del lider en su momento, provoca su desgaste también entre su propia gente.

    Responder
  30. Graciela barbagelata

    Adhiero a tu trabajo de esclarecimiento permanentes y con vision analitica de exelencia.

    Responder
  31. Ruben Dario

    Estimado amigo: creo que falta el punto cero. Si llegados al gobierno no limitamos el poder del enemigo, es decir su monopolio de la riqueza y promovemos la propiedad y la gestión social de trabajadores y pueblo, ellos tendrán las armas en todo momento, dinero, prensa, información, mercenarios suficientes para sembrar la confusión y el terror. Saludos

    Responder
  32. Marta

    Terrible !!!
    Parece que continuamos subestimando las fuerzas que nos destruye….. y el Resultado es este ! Lamentable !!!

    Responder
  33. Graciela barbagelata

    Muy interesante y acertado su texto.
    Pero quisiera saber q opina de argumentos acerca de la existencia de relaciones deterioradas de algunas etnias con evo.
    Dado que esas etnias por discrepancias se habian alejado de dar apoyo a Evo.
    Le agradeceria su analisis posible.

    Responder
  34. Rolando Bueno Carlo

    Sin duda eso ha pasado. Los ricos nuevamente han tomado el gobierno
    Qué será de Bolivia?

    Responder
  35. Sil

    Golpes blandos. Teoría de Sharp
    Acá en Uriguay, también «nos comemos los mocos». Ya tenemos militares en el Parlamento y la derecha hace una alianza solamente electoral para que
    pierda el Frente Amplio. Mucha gente entra en el tema diciendo que en el FA somos todos corruptos, que todos vivimos del MIDES, que fundimos todo, etc. Los pseudoperiodistas cipayos como Petinatti y Àlvarez y algunos más de ese estilo, trabajan para esto, dan manija manija manija. Pettinatti llegó a decir que si se encontraban los restos de Elena Quinteros, desaparecida en la dictadura militar, era gracias a datos que él dio. Un ejército aún adoctrinado en la doctrina de la seguridad Nacional que ahora tenemos en el parlamento, dispuesto a defender sus privilegios, como la caja de retiros y pensiones que favorece más que nada a los altos mandos y le hace perder al país (al pueblo) una millonada de guita todos los meses. Vuelven por todo y mucha gente dormida cree que el cambio que pregona el candidato de la derecha va a ser en favor del pueblo y dentro de este de las capas medias y de los que tienen más dificultad. Los trabajadores vamos a tener que juntarnos a luchar.porque aunqie gane el candidato del FA, van a serruchar las patas de esta débil democracia burguesa, que si quieren en un momento la soplan y se cae. Les parece exagerado seguramente a algunos uruguayos aún? Bueno, den tiempo y verán. La lucha de clases existe, basta mirar América para comprobar

    Responder
  36. Ramiro

    Excelente!!

    Responder
  37. Libertad

    Y qué responsabilidad tiene Evo en todo esto?? Si el manual se pudo aplicar casi a la letra es porque había la suficiente confusión y ánimo social contrario a Evo y favorable al golpe. Evo es sólo víctima?? No traicionó también a su pueblo al intentar imponerse con una reelección a modo? No respaldo el golpe, de ningún modo. Pero Morales también tiene responsabilidad en esto.
    Y en Brasil, Lula entró a la corrupción también. Santos, no son

    Responder
  38. Jorge Maiki

    Coincido El pueblo a través de sus organizaciones debe crear su propia seguridad y autodefensa Una verdadera revolución puede intentar ser pacífica pero jamás desarmada

    Responder
  39. Liliana Cotto Morales

    Apreciado Atilio:
    Muy acertada tu puesta al día de lecciones pero ¿era imprescindible la renuncia?

    Responder
  40. alcaraz

    Como siempre , lucidez y certeza …Gracias Profesor.

    Responder
  41. Raúl Campanella

    Con todo afecto creo que casi 50 años zps cometimos errores similares a los de UP. Magnificar el rol de l democracia representativa frente a la impisicion de las mayorias o ductadura de la clase ibrera. Te olvudas de Chavez que dijo pacificos pero armadaz y creo las milicias. Saludos.

    Responder
  42. Alberto Logarzo

    Lamentablemente es asi

    Responder
  43. Graciela

    Gracias por el aporte a tratar de entender

    Responder
  44. Joel

    Revolución social que no se radicalice no sobrevivirá, por lo menos mientras exista el imperialismo yanki.

    Responder
  45. Eduardo Valencia

    Excelente análisis.

    Responder
  46. Fielden Torres

    Un perfecto análisis de ‘causa y efecto’ en los difíciles escenarios políticos por los que está atravesando la ‘patria grande’, aunque en el quinto punto se adelanta algo sobre la ‘prevención’ («la seguridad y el orden público no debieron haber sido jamás confiadas en Bolivia a instituciones como la policía y el ejército»). Ahora, es necesario que amplíe el análisis a esta requerida PREVENCIÓN, para enfrentar en el futuro estos golpes contra los pueblos oprimidos del A.L. ¿Cómo derrotar al Imperio? ¿Es posible?

    Responder
  47. Alejandro Baeza Sánchez

    «Actualmente vivimos en una sociedad polarizada políticamente, porque la ideología dominante, que no mayoritaria, se sustenta en corrientes pretendidamente de izquierda, que acumularon durante años un gran resentimiento”, dijo el general Gaytán Ochoa, según publicó el diario La Jornada

    Esto en México a inicios de este mes de noviembre, por parte de un general del Ejército Mexicano en activo y que formó parte del Estado Mayor Presidencial del expresidente Felipe Calderón Hinojosa.

    Se vislumbra una aplicación del manualito también acá en mi país.

    Responder
  48. Francisco

    Suponiendo q toda la parla sea cierta, q no lo es, sin embargo queda una pregunta, Y la democracia ?, Se debe perpetuar una persona en el poder ?, Ahí se contradicen con Bolívar, de quien tanto hablan y se apoyan en su parla pseudo socialista.

    Responder

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Otras noticias

fotografía de Atilio Borón

Sobre el Autor de este Blog

Atilio Alberto Borón (Buenos Aires, 1 de julio de 1943) es un politólogo y sociólogo argentino, doctor en Ciencia Política por la Universidad de Harvard. Actualmente es Director del Centro de Complementación Curricular de la Facultad de Humanidades y Artes de la Universidad Nacional de Avellaneda. Es asimismo Profesor Consulto de la Facultad de Ciencias Sociales de la Universidad de Buenos Aires e Investigador del IEALC, el Instituto de Estudios de América Latina y el Caribe.

Ver más