Nos ha dejado Graciela Rosenblum, una imprescindible ciento por ciento. Luchadora por los derechos humanos, por los presos políticos, por los pobres y desheredados, revolucionaria comunista ejemplar, Internacionalista incansable, Graciela emprende un nuevo viaje en donde continuará siendo fuente de inspiración para las mujeres y hombres que en los cinco continentes luchan para construir un mundo mejor. Se fue, pero su ejemplo vivirá para siempre. HLVS, querida compañera!!!!