Principio
del formulario

Esta noticia salió a comienzos de Septiembre, pero fue muy poco difundida y gozó de bajísima credibilidad. Hoy la historia demuestra que, lamentablemente, era verdadera. Vale la pena repasarla y tomar conciencia de la putrefacción moral del imperio, que profesa un discurso de «lucha frontal contra el terrorismo» y, por debajo de la mesa, negocia con Al Qaeda, que Washington denuncia como la organización criminal y terrorista más peligrosa del mundo. Todo con tal de apoderarse de Siria, cueste lo que cueste. Las lágrimas de Obama a propósito de la masacre de Newtown, Connecticut, son lágrimas de cocodrilo.  Sigue enviando a la muerte a miles de personas, la mayoría mujeres y niños indefensos. Y está dispuesto a aliarse con quien sea con tal de salirse con la suya. Lean la nota y miren el video de Russian TV, que no tiene desperdicio.



EE.UU. pacta con Al Qaeda: 5.000 terroristas
ayudarán a derrocar a Al Assad
“Uno de los
terroristas más peligrosos” de Yemen acuerda el envío de insurgentes a Siria
Publicado: 4 sep 2012 | 6:55 GMT Última actualización: 4 sep 2012 | 8:11 GMT
Un líder de la rama de Al Qaeda del sur de Yemen ha
llegado a un acuerdo con EE.UU. y Arabia Saudita que prevé el envío de 5.000
combatientes del grupo terrorista a Siria con el fin de respaldar a los
rebeldes y derrocar al presidente Bashar al Assad.
La
información ha sido revelada por varios medios de comunicación del Medio
Oriente, entre los cuales se encuentran la agencia de noticias iraní AlAlam y
el diario digital yemení AdenAlghad.net.

Todo acordado

Se informa que Tariq al-Fadhli, un entrenado militante yihadista que luchó
junto a Osama Bin Laden, ya acordó con funcionarios de EE.UU. y Arabia Saudita a
través de Turquía el envío desde las ciudades sureñas yemeníes Zanzibar y Jaar
de 5.000 militantes  al territorio sirio para “ayudar a los rebeldes a luchar en la guerra para
acabar con el régimen de Al Assad”.  El hecho, subrayan los medios,
“explica el repentino retiro de los hombres armados de la región yemení de
Abyan”.

Se informa que los militantes, que se refieren a sí mismos como
«defensores de la Sharia», se unirán con otros grupos de combatientes
de Al Qaeda que se
han ido infiltrando en Siria desde Libia, Irak y Turquía, con la ayuda de la
OTAN y los estados del Golfo.

Al-Fadhli es descrito por  la agencia AlAlam como “uno de los ancianos de
la tribu de Abyan y ex líder de Al Qaeda”. Yemen, por su parte,  denunció a Al-Fadhli como
“uno de los terroristas más peligrosos del país”, según el diario
estadounidense ‘The New York Times’.

¿Amigos o enemigos?
De este modo,
la organización considerada grupo terrorista por parte de EE.UU., casi repite
las declaraciones de los funcionarios estadounidenses que llaman al fin del
régimen electo de Al Assad que, según ellos, “perdió su legitimidad” y comete
crímenes contra su pueblo.

Y mientras Washington abiertamente colabora con la oposición armada en
el país, surgen más informes que indican que Al Qaeda refuerza su ayuda a los
insurgentes de Siria. Así,  el diario británico ‘The Guardian’
reveló que los combatientes de Al Qaeda estaban al mando de los rebeldes sirios
y les enseñaban cómo construir bombas.

Texto completo en